DE AQUÍ EN ADELANTE NO HAY MARGEN DE ERROR

Deporte Local

SIPESA trabajó en Santa ayer

• Torres, Ferreyra y Medina fueron a terapia por estar golpeados.

sipesa

Imágenes entre Sport Ancash y SIPESA que se volverán a repetir el domingo.

Después de haber digerido el amargo empate del último domingo, el plantel de la Academia SIPESA volvió a los entrenamientos desde ayer en doble horario, donde fue notoria la presencia de los dirigentes quienes fueron a respaldar a los jugadores por lo que se notó la promesa de ponerle mayor corazón en los partidos que quedan en esta primera fase de la Etapa Nacional de la Copa Perú.

La escuadra sipesina entrenó en la mañana en un gimnasio local y luego se trasladaron hasta el estadio San Bartolo de Santa donde terminaron el día de trabajo.

El presidente junto a otros directivos del club acudió al entrenamiento matutino y conversaron con los jugadores de mayor experiencia en el grupo, donde, según se supo, el tema central fue el mayor compromiso que deben demostrar los jugadores de ahora en adelante.

Luego de la conversación con los dirigentes, los jugadores se trasladaron hasta el estadio San Bartolo de Santa donde completaron la jornada de trabajo con la ausencia de algunos referentes del grupo.

La dirigencia espera mucho más compromiso de parte de todos los jugadores, ellos tomaron la decisión de respaldarlos en este momento complicado, pero esperan que ellos tomen conciencia de lo obligado que están por ganar para meterse en la pelea por llegar a la zona de repechaje, por lo que este duelo en Huaraz es decisivo, y el de vuelta de igual manera.

Para Sipesa ya no hay margen de error de ahora en adelante, solo debe ganar en Huaraz, y de local también para luego planificar mejor el duelo en Huánuco, pero primero está el choque en Huaraz, donde deberán dejar todo en el campo por los tres puntos que le permitan darle un respiro a los sipesinos.

Los que no asistieron al entrenamiento de campo fueron, el zaguero Jesús Torres, el volante Carlos Ferreyra y el mediocampista César Medina, quienes fueron a terapia debido a que resultaron golpeados luego del partido ante Alianza Universidad.

Otro de los que no asistió al entrenamiento de ayer fue el delantero Kevin Mejía quien pidió permiso por el sepelio de su abuela, y hoy deberá presentarse a los entrenamientos. Mejía tiene la orden de someterse a una radiografía en la cara para descartar alguna fractura en la nariz, y pueda ser tomando en cuenta por el profesor para el duelo en Huaraz.

Quien tampoco no llegó al entrenamiento fue el marcador izquierdo Diego Encinas, a quien trataron de ubicarlo, pero no respondió el teléfono, según informó el jefe de equipo, y se espera que hoy pueda entrenar con normalidad con el grupo.