::ACTUALIDAD Y POLITICA::

Política

PISCINAZO

El alcalde de la vecina provincia de casma, Josep Pérez Mímbela, ha anunciado sin quererlo su próxima candidatura al gobierno regional de Ancash en las elecciones próximas del octubre del año próximo. En realidad, aun falta mucho para los comicios municipales y regionales, aun no se formalizan las candidatura tampoco las pre candidaturas, por ello eso de anunciar su próxima participación en los comicios faltando un año para ello es como “lanzarse a una piscina sin agua”. Lo que pasa es que Pérez Mimbela ha querido salir al frente de unas denuncias que se publican en otro medio de comunicación en su contra y entiende que responden a una mezquina campaña que tiene por el objetivo desacreditarlo ante la opinión pública, empero, ello no era el contenido de las acusaciones periodísticas. El burgomaestre no debió perder el tiempo hablando sobre una presunta “guerra sucia” y debió destruir lo que era materia de la publicación. Al fin y al cabo como funcionario público está en el ojo de la fiscalización, ello no debe dar motivo a que se ponga nervioso y convoque a una conferencia de prensa sin más armas que las especulaciones. De todas maneras, hay quienes encuentran en la figura del alcalde a un político que está emergiendo y que se impone sobre las tradicionales figuras de la política, como que en Casma viene haciendo una gestión que cuenta con la aprobación de la ciudadanía, de allí que salir a responder como lo ha hecho en esta ocasión no es lo más recomendable, menos que adelante pretensiones electorales que están bastante crudas hasta la fecha. Hay mucho tiempo y mucha agua puede correr bajo el puente como para lanzar pre candidaturas.

SOLIDARIDAD

La semana pasada escuchamos la exhortación de la Directora de la Red de Salud Pacífico Sur, Guiliana Meza Sevillano, para que jóvenes del distrito de Nuevo Chimbote se involucren como brigadistas comunitarios y se encuentren expeditos para ayudar a damnificados en caso de una desgracia en nuestra jurisdicción. Y es que en la última campaña que realizaron en la Plaza Mayor apenas se inscribieron 28 personas para sumarse a este esfuerzo que pretende organizar convenientemente la ayuda y asistencia a personas durante una desgracia. Lo que se pretende es crear estas brigadas comunitarias de ayuda de tal suerte que a quienes se suman a este esfuerzo reciben charlas de preparación sobre técnicas de asistencia. Lamentablemente, este esfuerzo requiere de mucha paciencia, quien sabe si se hubiera iniciado hace unos años atrás a estas alturas se tendría algo, pero habrá que esperar, hay que tener en cuenta que Mexico, que es un país más desarrollado, ha conseguido administrar sus brigadas con mucha paciencia y aprendiendo de la experiencia, como consecuencia de los terribles terremotos que han asolado ese país. Muchos deben haber visto las imágenes del último terremoto en Ciudad de Mexico, cuando los brigadistas brazos en alto demandaban y obtenían el silencio de todos los presentes en un lugar de rescate a efectos de escuchar algún grito o gemido de las víctimas. Eso es organización, esperemos que algún día contemos con algo que se asemeje.

REQUISITO

No cabe duda que el Gobierno está endureciendo la política de los programas sociales y la finalidad parece ser que se trata de despercudir de mucha gente que ha accedido a los mismos a pesar de no tener derecho a ello. Hace unos días por ejemplo, se anunció la revisión de los datos de todos los beneficiarios del SIS, el sistema de seguro individual que ayuda a muchísimas personas en los hospitales del sector salud. Se dijo que esta revisión se hacía por la sospecha que existe que hay muchas personas que no deberían estar adheridos a este programa, lo que quiere decir que se descartará a miles de personas del SIFOH, que es el padrón de los afiliados. Ahora se acaba de anunciar que el gobierno ha establecido que para el año 2018 los beneficiarios del programa JUNTOS tendrán que acreditar un “certificado de anemias”, así como lo lee, se requiere de una constancia expedida por el sector salud en la que diga que esa familia cuenta con miembros anémicos, sea de madre gestante o de niñas o niños menores de 3 años. Si no lo cuenta queda fuera del programa. Esto quiere decir que hay que enfermarse para hacerse a los beneficios que necesitan muchas familias que no cuenta con recursos económicos en casa. Esto es el colmo.

Facebook Oficial

Facebook Oficial